in

Peruano asesinado a sangre fría en las calles de Milán por el ex marido italiano de su novia

La víctima es un peruano de 43 años, José Martín Barrionuevo Diaz, casado y padre de familia. Murió ante los ojos de su actual novia, la misma que reconoció al asesino: un italiano de 48 años, Saverino Debiasi, el ex de la nueva novia del peruano víctima de los disparos, de quien se estaba separando. Los policías tras la persecución lo arrestaron.

Finalmente Dibiase había logrado obtener un cita de su ex para aclarar la situación. Pero no hubo tiempo para palabras. El asesino llegó a la calle de la cita salió de su automóvil con una pistola en la mano y, tan pronto como vio a su “rival”, le disparó.

Un primer disparo desde una larga distancia y dos disparos más de cerca.

Fue una ejecución a sangre fría, todo sucedió alrededor de las 15.30 en Pandino, en el Cremonese, en via Fontana, en el garaje a pocos metros del bar ‘Il giardino di Wang’. La víctima es José Martín Barrionuevo Díaz, de 44 años, de nacionalidad peruana residente en Cologno Monzese (Milán), que murió en la calle ante los ojos de su novia, que salió ilesa del crímen pero cubierta con la sangre de su pareja.

No había aceptado que su ex esposa, con quien tuvo una hija, había decidido de hacerse una nueva vida después de la separación, el asesino nunca dejó de buscarla.

Dos horas más tarde los policias detuvieron en Settala (Milán), al asesino.

Asesinado José Martín Barrionuevo Diaz con tres disparos en las calles de Milán

El es un italiano de 48 años, de Agnadello (Cremona), Saverino Debiasi. Después de disparar, tomó la calle Paullese en dirección para Milán las cámaras ayudarón a los policías a capturarlo dado que habían grabado el automóvil. Con toda probabilidad, tenía la intención de llegar a la capital lombarda, pero los policias de la estación de radio móvil de Crema (Cremona) lo detuvieron antes de que llegará a su destinación.

“Los disparos, los gritos, parecía el Far west; cuando miré por el balcón lo vi en el suelo, allí estaba su mujer junto a él. Quien había disparado se subió a un automóvil oscuro y escapó”: así una mujer que vive en uno de los edificios de la zona que en ese momneto miró todo por la ventana ha contado esos momentos dramáticos.

Díaz fue rescatado de inmediato por una señora anciana que vive a unos veinte metros del lugar donde ocurrió el asesinato.

No vio la escena, pero salió corriendo justo después de escuchar los tres disparos “que parecían petardos”. No lo pensó dos veces: mientras esperaba la ambulancia, intentó revivir al hombre practicando el masaje cardíaco. Lo hizo por varios minutos: “pero incluso si no soy médico, de inmediato me di cuenta de que no había nada que hacer desafortunadamente”, explicó.

La víctima es un peruano de 43 años, José Martín Barrionuevo Diaz, casado y padre de familia.

La novia de la víctima siguía gritando, repitiendo en estado de shock: “¿Quién me lo devolverá ahora, quién me lo devolverá ahora? ¿Por qué no me disparaste, por qué? Sabía que estábamos felices ese hombre es un monstruo”. Luego, el pensamiento fue a la hija: “¡Hija mía, hija mía! – gritó de nuevo, gritandoles a los policías – deben salvarla”.

Fue el comandante Gerardo Giordano, quien la tranquilizó explicando que la niña estaba al seguro. El cadáver, cubierto por una sábana blanca, fue vigilado por la mujer hasta que se lo llevaron. Parece haber pocas duda sobre el motivo del asesintao “Omicidio Pasional”. Los detalles de la captura se ilustrarán en una conferencia de prensa convocada para mañana por la mañana, según reporta el periódico el Corriere de la Sera.

Prostitución, multas a los clientes llegarán directamente a casa: “para que sepan incluso las familias”

Cuánto se paga por obtener el permiso de residencia en Italia? Es verdad que no se paga nada