in

Habla la Jueza en Génova: El Ecuatoriano que apuñaló a su esposa en Génova me dió pena

Pena reducida a la mitad para asesino ecuatoriana según la Juez la víctima le habría engañado “Sentí pena por él”.

“Nada puede justificar un asesinato, está claro. Pero hay asesinatos y asesinatos, intención e intención y no a todos los asesinatos les dan 30 años de sentencia”.

Estas fue el comento ccon el que la jueza Silvia Carpanini cerró la controvertida sentencia contra el ecuatoriano Javier Gamboa condenado a solo 16 años por el Asesinato de su esposa Jenny Reyes en Génova – Italia.

“Hay asesinatos y asesinatos, incluso un asesino de alguna manera u otra se puede dar lastima”, así la jueza Silvia Carpanini comentó sobre su controvertida sentencia contra el ecuatoriano Javier Gamboa condenado por el asesinato de su esposa Jenny Reyes a solo 16 años de prisión y no a 30 según lo que habia solicitado el fiscal.

Una decisión que, como se lee en la sentencia, deriva del hecho de que el hombre estaba “en un estado de ánimo muy intenso, no pretencioso, ni humanamente del todo incomprensible” es decir “una mezcla de ira y desesperación, profunda decepción y resentimiento” porque ella le habría “engañado y desilusionado al mismo tiempo”. Una sentencia que la juez defendió diciendo:

“Tomé una decisión que la pense y analice mucho y la motivé con una sentencia. Es una condena de la cual estoy convencida, no hay nada que discutir y mucho menos que hacer polémica”.

“No pretendo justificar lo que escribí. Es suficiente leer para entender que estamos dentro de los límites de la ley, y para mí esto es lo que cuenta. Después de todo, existen instrumentos precisos para expresar oposición a una sentencia: si el fiscal no está de acuerdo. puede pedir que vuelva abrir el caso”, explicó Carpanini al periódico Corriere della Sera, subrayando: “La gente es libre de criticar, incluso de considerar mi decisión discutible, por el amor de Dios, todos son libres de decir lo que piensan pero es mejor siempre conocer todos los hechos del caso muy bien antes de criticar “.

“Este señor se había ido voluntariamente a Ecuador para dejar tranquila tras las elecciones que habia hecho  su esposa. Ella le hizo regresar para prometerle un futuro y, en cambio, descubrió que prácticamente vivia con su amante en su casa”, esta es la situación que reconstruyó el juez y reiteró a la prensa:

Hay asesinatos y asesinatos, incluso un asesino puede de alguna manera dar pena

“Además, fue un caso en el que ni la premeditación ni los motivos inútiles fueron tomados en cuenta. Nada puede justificar un asesinato, por supuesto. Pero hay asesinato y asesinato, hay intención e intención y no todos los asesinatos toman 30 años de sentencia” especificó la jueza.

“El hombre no preparó durante días el asesinato, no se enfureció y apuñalo a su mujer con treinta puñaladas pensando en lo que hacia, como vi en otras ocasiones mucho más truculentas. Deambuló un par de noches y se dejó capturar”, reveló Carpanini concluyendo: “No está escrito en ninguna parte que no pueden existir circunstancias atenuantes genéricas para los casos de homicidios. Deben darse en relación con las circunstancias del crimen y simplemente apliqué las reglas que el código proporciona y lo hice de manera argumentada. Sentí que era un crimen sin intención y creo que he explicado mi decisión en detalle”. Punto.

CZLeón

Te puede interesar: Ecuatoriana en Génova Jenny Angela Reyes Coello asesinada con una puñalada, la policía busca el marido

 

Reddito di Cittadinanza para enviar la solicitud online necesitará SPID

La confesión del Ecuatoriano que apuñaló en Génova a su esposa: Tenía muchos amantes