Para abrir un negocio en Italia los comerciantes extranjeros obligatoriamente tendrán que saber el italiano - Expreso Latino

Primera plana

El municipio de Mondovì en el norte de Italia ha introducido el nuevo requisito obligatorio para todos los extranjeros que viven regularmente en Italia. No habrán justificaciones.

Si no saben el italiano no podrán abrir un negocio, una tienda, un mini market, una cafetería o una panadería e incluso no podrán vender sándwiches y cerveza en el mercado. Es la nueva ley que ha introducido la Lega Nord en el Reglamento de la policía urbana: "requisitos para iniciar actividades por extranjeros".

Según el artículo 66 ter, "los ciudadanos que no tienen la ciudadanía italiana, deben garantizar que cumplen el requisito obligatorio del conocimiento de la lengua italiana, para iniciar la venta de alimentos y bebidas, venta de abarrotes, artesanías o cualquier otro producto que no tenga que ver con alimentos. Las personas que no respeten dicho artículo tendrán que pagar una multa de 450 euros y la policía urbana tendrá el derecho de cerrar la actividad. Los aspirantes inmigrantes comerciantes para abrir una actividad propia deberán presentar un título de estudio obtenido en Italia u otra certificación que declare que han asistido a un curso de italiano.

Si el futuro comerciante no lo tiene, tendrá que hacer un examen en el Municipio y demostrar: "a) conocimiento básico de la lengua italiana, b) habilidad de lectura y comprensión de un texto en italiano, c) el conocimiento y el dominio del Italiano, las normas higiénicas vigentes, las normas relativas a la gestión de los establecimientos públicos de la venta por menor de alimentos y no alimentos y artesanías".

Qué dicen las autoridades al respecto?

Sin embargo la autoridad que se ocupa de la competencia y las estrategias del mercado rechazó sin apelación dicho requisito, dado que son requistos críticos para personas susceptibles que les pueden crear obstáculos injustificados para poder abrir sus actividades comerciales.

En fin, complica innecesariamente la vida de empresarios extranjeros y por lo tanto hay menos competencia, en contra de los consumidores. Antitrust recuerda que la ley nacional, así como la regional del Piemonte, ya establece que uno de los requisitos para ser comerciantes los extranjeros tienen que haber completado un curso profesional o haber obtenido un diploma con temas relevantes para la tarea que deseen iniciar o que hayan trabajado anteriormente en un negocio similar.

La Corte constitucional dió el visto bueno para el requisito de conocimiento del italiano previsto por la ley sobre el servicio de alimentos y bebidas en Lombardía, como "alternativo" y no como requisito obligatorio.

Al Municipio de Mondovì no le queda que revisar el Reglamento de la policía urbana, eliminando el requisito del italiano como obligatorio. La administración tiene 45 días para "comunicar las iniciativas que se propone en adoptar para restablecer la correcta dinámica competitiva".

Lee también: Parques italianos prohibida la entrada a los extranjeros, necesitan pagar y permisos para entrar