Revocan la «carta di soggiorno» a aquellos que han perdido el trabajo. La trampa de la Policía - Expreso Latino

Inmigración

En Milán y otras provincias están revisando la situación de los ingresos al momento de la renovación del permiso de residencia UE de larga duración. Anolf: "ilegitimo y racista, que intervenga Europa"

 

 


Roma, 21 de abril 2015 - Técnicamente se llama permiso de residencia UE de larga duración, pero todos la llaman tarjeta de residencia «carta di soggiorno».

Los inmigrantes pueden tenerla después de haber vivido cinco años de residencia legal en Italia, si demuestran tener un ingreso y un alojamiento adecuado, después de haber pagado € 200 y superado un examen de italiano. Es un gol de campo, ya que es un permiso "por tiempo indefinido".O por lo menos así debería ser.

Varias jefaturas de policía «Questure», empezando por la de Milán, han comenzado a revocar la «carta di soggiorno» a aquellos que no son capaces de demostrar que han recibido en los últimos años un cierto nivel de ingresos de fuentes legales. Una trampa en la que los inmigrantes caen, ya que son muchos que con la crisis económica han perdido sus puestos de trabajo.

La revoca viene activada cuando el ciudadano pide un duplicado o la renovación de la «carta di soggiorno», por ejemplo porque han tenido hijos o porque deben cambiar la foto (se realiza cada cinco años para hacer valer la tarjeta de residencia como cédula de identidad).

Si la policía descubre que el titular del permiso no tiene un trabajo regular o no ha pagado todas las contribuciones, rechaza la solicitud. En práctica, el inmigrante es examinado de nuevo y se le pide que entre en los mismos requisitos establecidos cuando se solicitó por primera la «carta di soggiorno».

En realidad, el Texto único sobre la inmigración prevé la revocación de un permiso de residencia sólo en algunos casos específicos, como cuando el extranjero se convierte en peligroso para el orden público o la seguridad del Estado, o cuando no ha estado en suelo europeo por doce meses consecutivos. No habla de nuevos controles sobre la renta.

"Lo que hace la jefatura de policía de Milán es una práctica ilegal y debe terminar" dice a Stranieriinitalia.it Maurizio Bove, presidente de Anolf Milán, quien planteó el caso. Por otra parte la jefatura de policía se justifica: "El hecho que no se pueda comprobar un cierto nivel de ingresos, con el pago de impuestos y contribuciones, quiere decir que la persona ha trabajado en negro y es un evasor. Y por esta razón se retira la tarjeta de residencia".

"De esta manera existe una presunción de culpabilidad - argumenta Bove- cuando son muchos los que han perdido el trabajo por la actual situación económica. Si realmente se quiere hacer pagar a los evasores, ¿porqué parten siempre por los último?. En cualquier caso, están realizando una práctica no prevista por la ley. Por ello, después de la enésima revocación, hemos presentado un recurso ante el Tar, mientras tanto esperamos la intervención de Bruselas".

Bove, junto con el presidente nacional de Anolf, Mohamed Saady, han informado a la Comisión Europea lo que sucede en la Dirección General de Asuntos Internos, solicitándo una explicación en mérito. En una carta muy detallada argumentaron que estas revocaciones del permiso de residencia UE de larga duración son contrarias a la legislación europea, así como discriminatorias.

"La hipótesis de que el desempleo es una elección deliberada de las personas que adquieran la condición de residentes de larga duración - escriben Saady y Bove en la carta - puede considerarse fundamentalmente racista. Además, si la evasión de impuestos y otras formas de evasión pueden ser una práctica frecuente en Italia, es muy embarazoso sostener que esta práctica sólo pertenece a la población migrante ".

A.Pinate

Puedes leer el artículo en Italiano aquí: Stranieriinitalia.it