Inps: trabajadores inmigrantes con contrato son 2,7 millones - Expreso Latino

Inmigración

Los datos del lnps en el informe Caritas

altRoma, jueves 09 de junio de 2011 – Hoy se presentó el “Rapporto Inps-Caritas”, que describe el trabajo de los inmigrante en Italia.

El informe se refiere a los datos actualizados hasta el 2007, último año en que fue posible advertir los datos sobre el origen de los trabajadores, su actividad y su inserción en las regiones.

Son más de 2,7 millones los trabajadores inmigrantes inscritos al Inps, en las regiones del norte, centro y sur,  entre ellos, obreros en la industria “meltalmeccanica” y textil, trabajadores domésticos y ediles, a su vez, “commesse”, baristas y obreros agrícolas.

Al norte – explica el Inps -  se concentran los trabajadores que trabajan en empresas (sobretodo “metalmeccanici” pero también en el comercio), mientras que en el centro es relevante y “superior a la media”, un tercio de los casos, son inmigrantes que se concentran en el sector doméstico y en “Mezzogiorno” se concentran los obreros agrícolas.

Sólo la región de “Lombardia”acoge más de un quinto de los inmigrantes inscritos al Insp (21, 2 por ciento), una cuota superior a toda la región de “Mezzogiorno”.

En el Veneto trabaja el 12,2 por ciento de los asegurados, una cuota inferior respecto a toda la zona sur. La incidencia más elevada de inmigrantes inscritos al Inps, se registra en el "Trentino Alto Adige" (18,6 por ciento) mientras que el valor más bajo es en Sardegna (3,7 por ciento).

En cambio en provincia la incidencia más alta es en Prato con más de un inmigrante por cada cinco inscritos al Inps (el 21 por ciento).

Los inmigrantes trabajadores en empresas  son en total 1722,000 (algo más de 600 mil empleados en el sector). Los obreros  agrícolas son 231 mil, mientras que los trabajadores autónomos son más 293 mil (10,8 del total).

La clasificación de los trabajadores inmigrantes en las empresas están en los niveles más bajos, con el 81,9 por ciento inscritos como obreros y el 7,4 por ciento como aprendiz (en comparación de los asegurados, con un total del 60,7 por ciento).

Los obreros inmigrantes perciben una retribución media anual con más del 24 por ciento menos del total de los asegurados del mismo nivel.

Si luego consideramos el total de los trabajadores empleados en empresas (independientemente del nivel) la paga fue, en el año de referencia, de 19,213 euro lordo a diferencia de los 12.121 de los inmigrantes (con el 36,9 por ciento menos).

A pesar de ser verdad que en Italia se gasta más de lo normal (la media europea) para la prestación de la vejez, cuya mitad de los recursos para la protección social, no llega claramente a los inmigrantes.

A éste enorme pago de  contribuciones (7,5 millones de euros en el 2008) corresponde una mínima representación en el grupo de beneficiarios de las jubilaciones: al inicio del 2010 se estimaba solo 110 mil los pensionados extranjeros y aquellos que entraron en edad de la jubilación, a lo largo de un año inciden solo un 2,2 por ciento del total de los residentes en las mismas condiciones.

“El informe Inps-Caritas sobre los inmigrantes que trabajan en Italia –dijo el presidente del Instittuto Antonio Mastrapasqua – constituye un contributo importante para el conocimiento del país y se pone como promesa para defender la legalidad en contraste con el trabajo irregular (lavoro nero) que el Inps conduce por años.

El trabajo y las contribuciones no tienen color ni nacionalidad, crean todos juntos la riqueza del país entero; pero la relación en el informe aseguran un mejor conocimiento en nuestro mercado de trabajo y sus características” finalizó Matrapasqua.